La reciente actualización del Windows 8.1 proporciona a los usuarios la posibilidad de volver al viejo estilo de escritorio, ideal para aquellos que no poseen pantalla táctil.Recuperar el viejo Escritorio en la PC con Windows 8.1

De esta forma, la actualización a Windows 8.1 permite nuevamente tener en el escritorio el clásico botón de “Inicio”, a pesar de que no se dejan atrás los mayores cambios producidos el año pasado con el cambio del sistema operativo de Microsoft que entre otras cosas venía con una interfaz adaptada para las pantallas táctiles

Así, el nuevo diseño de de baldosas coloridas y dinámicas que representan los accesos directos que pueden activarse directamente en la pantalla con el nuevo Windows 8.1 se mantienen pero el usuario puede optar por el tradicional botón de inicio ya que esto es útil para quienes no posean en su PC pantalla táctil.

De esta manera Microsoft brinda respuesta a los pedidos de miles de usuarios y lo hace a través de la actualización del Windows 8.1 que es totalmente gratuita y modifica el funcionamiento del anterior haciendo lugar a estas quejas.

El usuario podrá entonces acceder de forma directa al tradicional “escritorio” que hasta ahora quedaba oculto, una opción que agradecen quienes usan una PC sin pantalla táctil y dependen del teclado y el ratón para interactuar con su equipo.

Asimismo, el Windows 8.1 trae nuevamente el “botón inicio” pero con algunas funciones distintas ya que además de ser un acceso directo a las baldosas dinámicas también es posible modificarlo y así se despliegue el menú en pantalla completa y ver todas las aplicaciones que se encuentran instaladas en el sistema operativo.

Por otra parte, siempre existe la opción de desactivar las funciones sensibles al tacto y los accesos directos como la barra “Charms” evitando algo que sucede con frecuencia y que es que en ocasiones se acciona por error cuanto se lleva el puntero del ratón en el borde superior derecho de la pantalla.

Todas estas herramientas para personalizar la pantalla se encuentran disponibles en la nueva versión de Windows 8.1 que solo requiere hacer un pequeño ajuste en la sección de configuración e ingresando a propiedades se pueden activar las opciones para iniciar el sistema en el escritorio deshabilitando el acceso a la interfaz Metro.

Para que todo funcione correctamente debe quitarse el tilde en la opción “Mostrar Inicio en la pantalla que esté usando cuando presione la tecla del logotipo de Windows” y a su vez tildar la opción que dice: “Al iniciar sesión o cerrar todas las aplicaciones de una pantalla, ir al escritorio en lugar de a Inicio” . Seleccionando también las opciones “Mostrar la vista Aplicaciones automáticamente al ir a Inicio” y “Mostrar primero las aplicaciones del escritorio en la vista Aplicaciones cuando estén ordenadas por categoría” .

Be Sociable, Share!